Jeff Koons anunció su retiro del arte ¿Una nueva estrategia de marketing?

 

Publicado el abril 7, 2019

Escrito por Mario Gilardoni

Foto autor

La duda surge de la misma trayectoria de Koons (64) que no ha escatimado golpes de efecto que le han permitido transformarse en mega personaje de lo “kitsch”que le ha permitido acumular una importante fortuna personal.

Ya desde hace tiempo había comenzado a liquidar algunas de sus instalaciones donde fabricaba sus obras, despidiendo al personal que ocupaba. Su retiro no es inmediato ya que se lo ha planteado para fines de 2019, debido a que mantendrá en operación su estudio en Manhattan hasta que haya finalizado todos los proyectos en ejecución.

Según las declaraciones de su publicista “la decisión fue producto de una “epifanía religiosa” que determinó el fin de su camino en el mundo del arte comercial”. Por otra parte muchos opinan la influencia de una fuerte desaceleración en la comercialización de sus “esculturas”. A esto se suma a la condena de un tribunal francés por infracción a los derechos de autor, al que Koons es afecto, como lo demuestran otras cuatro condenas anteriores por cargos similares. Además está involucrado en otra demanda propiciada por la Galería Gagosian, que le reclama 90 millones de dólares por obras no entregadas.

El artista no logró nunca equilibrar su éxito con la proliferación de tantos enemigos que fue cultivando a través del tiempo. Una prueba de ello es la proliferación de mensajes en las redes con contenidos como: “Buen viaje” o “he recuperado mi fe en los humanos”.

Pero una de las más significativas fue la motivada por la donación de Koons de la gigantesca escultura “Ramos de tulipanes” para ser instalada en París, que produjo la reacción de un importante grupo de prominentes figuras culturales que emitieron una carta de agradecimiento por su retiro. “A nosotros en París nos gustaría agradecer a Jeff Koons por haber cerrado finalmente su línea de producción de arte desagradable. “Ahora que se retiró, aceptamos su regalo a París como una reliquia de una época pasada”, se lee en el comunicado.