La D de Divorcio genera un gran negocio para Sotheby´s. Subasta estimada en 600 millones de dólares

 

Publicado el septiembre 19, 2021

Escrito por Mario Gilardoni

Foto autor

Como anticipáramos, una de las tres D (Divorcio, Defunción y Deudas), el divorcio del magnate inmobiliario Harry Macklowe y su ex esposa Linda le ha generado a Sotheby’s la preparación de la mayor subasta de la historia que tenga por origen una colección individual.

Luego de una lucha de años en los tribunales por la posesión  de las valiosas obras que el matrimonio reunió durante 50 años, el juez determinó que los 2.000 millones en activos y propiedades se dividieran por mitades y que las obras de arte se vendieran y el resultado se dividiera por mitades, dada la disparidad de opiniones respecto al valor de la colección. 800 millones para Harry y 600 para Linda.

Se espera que las dos obras principales alcancen cada una más de 70 millones de dólares. Hay un imponente resumen de Rothko, llamado “No.7”, que pintó en el año seminal de 1951. Luego está “Le Nez” de Giacometti, que es el último de la serie que permanece en manos privadas.

La colección de 56 obras también incluye “Nine Marilyns” de Warhol, su obra de 1962 que celebra a Marilyn Monroe. Se estima que se venderá por $ 40 millones a $ 60 millones.

Una pintura masiva de Cy Twombly de 2007 podría costar entre $ 40 y $ 60 millones, mientras que la obra de 1975 de Gerhard Richter, “Seestuck”, se estima en $ 25 a $ 35 millones.

La lucha por captar las ventas es generalmente sangrienta entre las subastadoras interesadas. No se sabe cómo Sotheby’s logró obtener el trofeo pero se comenta que para ello ofreció una garantía por la venta total entre 650 y 700 millones. Las subastas han sido programadas en dos ventas separadas a realizarse el 15 de noviembre de este año y en mayo de 2022.

No está claro si la Colección Macklowe será la colección de arte más cara jamás vendida. La colección de David y Peggy Rockefeller se vendió en 835 millones de dólares en Christie’s en 2018, pero incluía muebles, joyas y otros artículos personales de los Rockefeller. Por su parte, en 2009, la colección de Yves Saint Laurent y su socio Pierre Berge totalizó casi $ 500 millones en ese año.